Juntos por un modelo que potencie

la pequeña agricultura

.............................

San José, 20.10.14 (CSF).- Las organizaciones de pequeños productores y las cooperativas del Comercio Justo son la alternativa para enfrentar la pobreza, la desigualdad y la exclusión en América Latina, coincidieron autoridades y líderes de organizaciones de pequeños productores de la región durante el Foro Internacional Comercio Justo y Economía Solidaria: vías para el desarrollo sostenible y el rol potenciador del Estado.

El evento fue organizado por Cooperativas Sin Fronteras y el Consejo Nacional de Cooperativas de Nicaragua y celebrado en Managua Nicaragua el pasado 07 de octubre.

En la actividad, que convocó a autoridades de Perú, Brasil y Nicaragua, los disertantes coincidieron en que la crisis social y económica que envuelve a América Latina es el resultado de un modelo económico excluyente que antepone los intereses del mercado frente a los intereses de los más pobres. De ahí que compartieron la urgencia de promover un modelo económico diferente que reconozca el potencial de los pequeños y medianos productores organizados como motor de un verdadero desarrollo social, económico y sostenible. También reconocieron la importancia de impulsar políticas públicas de Economía Solidaria, sin embargo advirtieron que estas deben construirse desde abajo, desde el movimiento social, organizaciones de productores, sector cooperativo, asociaciones, municipios y gobiernos locales.

IMG 1667 optEl mercado es un gran adversario pero nosotros estamos luchando con el mercado y contra él, disputándole tierras, crédito, bienes de capital y el sistema que queremos transformar, dijo por Nicaragua el Asesor de la Presidencia, Orlando Núñez. Añadió que para ganar hay que organizarse y hacer políticas económicas y sociales para que los pequeños y medianos productores entren en competencia con los grandes y con el capital transnacional y eso solo se logra con un modelo de alianzas políticas y sociales que muchas veces no se entiende. Advirtió que la voluntad política de los gobiernos no es suficiente, pero que al menos ahora en la lucha tenemos a quien apostar, a los pequeños y medianos productores.

Reduciendo las desigualdades en Brasil

Por Brasil el director del Departamento de Fomento y Economía Solidaria, DEFES, de la Secretaria Nacional de Economía Solidaria, Vital Carvalho Filho, sostuvo que no son pocos los desafíos que un gobierno debe enfrentar cuando decide implementar una nueva política orientada a reducir las desigualdades sociales, tal como ocurrió durante el gobierno de Luiz Inácio Lula da Silva con la dación de la Política Pública de Economía Solidaria y la Ley de Comercio Justo; iniciativas gestadas del movimiento social y no de los partidos políticos.

Sobre la política explicó que está orientada a impulsar emprendimientos económicos solidarios de organizaciones de carácter asociativo, que se sostienen bajo principios de solidaridad, autogestión y cooperación. Y que del 2,011 al 2,013 ésta benefició a 233,094 personas pobres y apoyó 10,9 mil emprendimientos económicos solidarios de 2,275 municipios, con una inversión de 216 millones de dólares.

Esperanza para familias peruanas

A su turno la vicepresidente del Perú, Marisol Espinoza, dijo que su gobierno desarrolla programas para potenciar el sector, pero que aún quedan grandes desafíos como la concentración de tierras, la tala indiscriminada, la competitividad y la perdida de representación gremial, que ha hecho que grupos empresariales de poder hablen por los agricultores. Añadió que las cooperativas han enfrentado solas los mercados y llevado desarrollo a sus comunidades, a través del Comercio Justo(CJ), haciendo producción orgánica y canalizando créditos a pequeños productores. El sistema cooperativo es una de las herencias recibidas de nuestras culturas Pre-Inca, Inca y Centroamericanas, y en ellas está la esperanza de miles de familias, apuntó.

rtyu

En 2,013 Perú vendió vía comercio justo 650 mil quintales de café lo que implicó un ingreso de 118 millones de dólares a la economía familiar. Cifras de exportación logradas con el esfuerzo mancomunado de pequeños productores que sin necesidad de tener tratados de libre comercio fueron abriendo sus mercados y conquistando espacios, enfatizó Espinoza. Insistió que la única manera de seguir luchando por mercados inclusivos, justicia y equidad es seguir impulsando el sistema cooperativo.

Al finalizar renovó su compromiso de reforzar el comercio justo, la economia solidaria, el sistema cooperativo y la economía de las familias peruanas. En el Perú el Comercio Justo beneficia a 70 mil familias agricultoras asociadas a 174 organizaciones de pequeños productores.

Una mirada desde abajo. Desafíos, alternativas y oportunidades

Por el lado de los pp la presidente de la Red de Café de la CLAC, Merling Preza, dijo que los pp han pasado por un largo proceso de aprendizaje, mejorando calidad, acceso a mercado, competitividad, eficiencia y cambiando la imagen de que no podían participar del mercado por tener productos de baja calidad. Hemos demostrado que tenemos calidad, que nuestros productos son más limpios y que tenemos capacidad para estar en el mercado, despertando el interés de las grandes empresas, añadió. Agregó que la presencia de estas empresas generó nuevas certificaciones y exigencias para los productores, pero a su vez creo oportunidades como la certificación SPP de propiedad de los pp e impulsó la búsqueda de alianzas con otras organizaciones como Cooperativas Sin Fronteras, que tiene compradores en el norte con quienes se establecen relaciones directas y de largo plazo. La organización, el consenso, la asistencia técnica, carreteras, financiamiento, mejora de la calidad y productividad y superar los bajos rendimientos, siguen siendo los grandes desafíos, dijo, además de cómo generar valor en un mercado local de CJ que permita llevar comida limpia a la mesa de las familias nicaragüenses. Tenemos desafíos, pero también oportunidades, insistió Preza al señalar que el sistema cooperativo y asociativo a través del CJ está generando desarrollo en las comunidades e invirtiendo en programas sociales para la gente.

A la fecha 29,600 productores de Nicaragua están certificados CJ.

Striptease al modelo para Otro mundo posible

Somos desde abajo constructores de un mundo posible dijo a su turno el creador del primer sello de Comercio Justo y miembro de la organización campesina UCIRI, Francisco Vanderhoff, al compartir el modelo de organización que les llevó a constituirse en la primera organización campesina en comercializar comercio justo y ser hoy una pequeña banca alternativa para las familias campesinas de Oaxaca. Dijo que la lucha por un mercado diferente de y para todos no es solamente una lucha por ser parte de un mercado, sino es sobre todo una lucha cultural: en qué tipo de mundo soñamos y con qué herramientas culturales, sociales y políticas lograremos un camino que se puede y que se tiene que andar.

segundaforo

Para Vanderhoff una economía solidaria, social que recupere la fuerza y la sabiduría ancestral de cómo sobrevivir dignamente es la respuesta más contundente al sistema neoliberal; y la participación en los mercados locales son el mejor ejercicio político para crear frentes de organizaciones de consumidores y productores que permitan a las mayorías vivir dignamente. Añadió que tenemos que analizar bien en qué tipo de mundo estamos hoy, pues frente la crisis del modelo económico neoliberal y sus vertientes neocoloniales, y la crisis del medio ambiente, no podemos perder tiempo de trazar caminos nuevos, debemos mirar con claridad a donde queremos llegar. Imitar el modelo actual, con algunos cambios periféricos, no es solución a corto, mediano y largo plazo. Llamó la atención de que el afán de poder que todo lo corrompe ha tocado el sistema de Comercio Justo, toda vez que desde Europa se estaría intentando dominar el sistema. Desde Bonn, donde funciona la central, y en Italia con el WFTO, estos tienen muy inconscientemente lo que llamo la política neocolonialista. Debemos estar muy conscientes de este peligro, porque estamos imitando y aceptando modelos que no nos convienen, por eso debemos tener mucha más criticidad, yo le llamo hacer el striptease de los modelos económicos que nos ofrecen, desmitificar, no solo el neoliberalismo, sino todos los procesos de la social democracia, que son muy ambiguos porque defienden el poder. Y el poder corrompe, apuntó.

Al foro asistieron 250 personas de organizaciones de productores, cooperativas, federaciones agrícolas, de agencias de cooperación, de organismos internacionales y de instituciones de Estado del país anfitrión.

.

85x11Memoria Cooperativas sin Fronteras 9 1 opt

lea las ponencias completas y entérese 
de detalles aquí

nle

ASOCIADOS COMERCIALES

Boletin Popup

Aliados

Contáctenos

Oficentro Holland House, a 400 oeste de la
Rotonda La Bandera en Barrio Escalante. Of 8